Cuidado del cabello graso en hombres

El cabello graso es un problema tanto para hombres como para mujeres y no siempre es fácil de solucionar, ya que muchos productos no están especializados o tienden a resecar el cabello, en lugar de reducir la oleosidad sin causar un efecto negativo.

Si eres hombre y has lidiado con este problema, te ayudaremos a conocer las causas y cómo manejarlo, para lucir un cabello sano, hidratado y sedoso, sin parecer graso.

Te ayudaremos a crear una rutina de limpieza de tu cabello y te daremos algunos consejos muy útiles para cuidarlo.

En primer lugar, ¿cómo saber si tienes el pelo graso?

Normalmente el cabello graso parece que está sucio, lo que te hace ver bastante mal, ¿verdad?

Sabes que tienes el cabello graso cuando:

  • El cabello se ensucia justo después de lavarlo, incluso si utilizas un champú para cabello graso/grasa; vuelve a su estado graso de la noche a la mañana.
  • El cabello se aglutina en una masa, en lugar de estar suelto entre cada mechón, y todos los cabellos están pegados.
  • Parece como si hubieras sudado y puedes sentirlo especialmente en las raíces del cabello.

Ahora bien, ¿por qué tienes el cabello graso?

Tener un poco de grasa es normal y necesario para que el cabello esté sano. Es natural que tu cuero cabelludo produzca sebo, que protege tu cabello de la rotura y actúa como una capa impermeable para proteger el cuero cabelludo.

Pero debes saber que la producción excesiva de grasa puede producirse por uno de estos motivos:

  • Genética: heredamos características de nuestros antepasados y este es un problema que, aunque es difícil de tratar, tiene solución, puede que no elimines la producción excesiva por completo, pero se puede controlar.
  • Hormonas: el aumento de las hormonas afecta a la producción de sebo y sobre todo en la etapa de la adolescencia, las hormonas están creando cambios en todo el cuerpo y por lo tanto, podrías producir mucha más grasa en tu cabello.
  • Enfermedades del cuero cabelludo: a veces tu cuerpo produce un exceso de grasa para combatir otras dolencias; el cuero cabelludo seco, la psoriasis o la dermatitis seborreica son dolencias que provocan un aumento de la producción de sebo.
  • Tus niveles de estrés: tus glándulas sebáceas son sensibles a tu estado emocional. Cuando estás bajo estrés, tu cuero cabelludo y tu piel pueden producir más sebo, entre otras cosas.

Ahora, vamos a ver algunas soluciones que pueden ayudarte a tratar el cabello graso:

Trataremos de ayudarte a disminuir los niveles de grasa en tu cabello, para que no se vea pegajoso, además de que esto mejorará su apariencia general:

Cambia tu rutina de lavado:

Probablemente pienses que cuanto más lo laves, más se irá la grasa y la verdad es que no es así. Tu cabello limpio puede tender a empeorar, puede sobrehidratarse o secarse, ya que tu cuero cabelludo notará la falta de grasa debido al lavado y producirá más… lávalo cada 2 días para darle a tu cuero cabelludo la oportunidad de producir una cantidad adecuada.

Utiliza menos productos de peinado:

Hay productos que dejan residuos en el cabello. Los productos para peinar son los mayores culpables, pero los champús y acondicionadores también son culpables de dejar residuos en el cabello. Cuando estos residuos se acumulan en el cuero cabelludo o en la capa externa de cada cabello, la sensación de grasa es real, así que utiliza sólo lo que realmente necesites… y recuerda, una vez que encuentres un producto, intenta ceñirte a él, porque cambiar de productos capilares con frecuencia también puede provocar un cabello graso.

Intenta no tocarte demasiado el cabello:

Tus manos pueden hacer que se ensucie y se vea graso y pegajoso.

Exfolia tu cuero cabelludo:

Existen tratamientos para limpiar en profundidad tanto el cuero cabelludo como el cabello. Para oxigenar los folículos y limpiar a fondo el cuero cabelludo tenemos muy buenos productos, además Rebel Barbers te ofrece un masaje de cuero cabelludo que no sólo te servirá para relajarte, también te ayudará con la exfoliación.

KNOW OUR SERVICES HERE

CONTACT US HERE

Deja un comentario